El miembro del Consejo de Gobierno del Banco Central Europeo, Pablo Hernández de Cos, realizó algunos comentarios en la última hora, apuntando que el actual aumento de la inflación en la eurozona es en gran medida temporal.

Según el funcionario, el BCE vigilará de cerca los resultados de la inflación aunque actualmente no ve un impacto en segunda ronda sobre los precios.

En caso de una persistente presión al alza de la inflación, el BCE tiene herramientas a su disposición, agregó.